Herrero

Forja el herrero a fuego y agua,

con golpe y sudor, de la nada,

la espada como la cuchara,

el recio escudo y el alfiler de plata.

El labrador riega la tierra,

entre los surcos la semilla planta,

con  arado y azada acaricia su cara,

con mucha paciencia, sembrado canta.

¿Somos como el herrero o labrador?

Que esperan los frutos de su constancia.

O más bien,  como  mago necio,

que todo lo quiere  para mañana.

Pues la paciencia es sabia consejera,

la constancia buena aliada,

Mientras que las prisas,  rápidas,

del camino recto te apartan.

Anuncios

13 pensamientos en “Herrero

  1. Hola Álvar :). A veces cuesta ser paciente, porque no se aguanta el sufrir, pero te das cuenta que no de queda otro remedio, sino quieres hacerte daño, así que estoy contigo en que hay que tener paciencia.

    UN ABRAZOTE!! 🙂

  2. I don’t understand every word, but I had an instinct that it was beautiful, and I sent it to a writer friend who speaks and reads Spanish fluently. He described it to me, and told me that you remind him of Neruda. This is a very beautiful poem. Thank you.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s